+34 962283650 Calle Portal de San Miguel, 15 bajo

Buscar en la web

Registrar

Los expertos en nutrición e investigadores de la universidad la realizaron una modificación de la pirámide alimenticia, basada en una nutrición sana, libre de la presión política y grupos de la industria que podrían verse afectados.

La Escuela de Harvard de Salud Pública eliminó la leche de su guía de alimentación saludable, llamada Healthy Eating Plate, sustituyéndola por agua, preferentemente.

Con esto, Harvard envió un mensaje fuerte al USDA (Departamento de Agricultura de los Estados Unidos) y expertos en todo el mundo con el lanzamiento de su guía, misma que reemplaza la pirámide alimenticia.

La Dra. Aracely Angulo Molina y el Dr. Aurelio López Malo, académicos de la Universidad de las Américas Puebla, publicaron un artículo en la revista científica Internacional “Nutrition and Cancer”.

“El artículo que publicamos en esta revista se titula “The role of alpha tocopheryl succinate (α-TOS) as a potential anticancer agent”, en el cual damos a conocer nuestro trabajo de investigación contra el cáncer, y explicamos y planteamos el uso potencial de los análogos de la vitamina “E” para el desarrollo de formulaciones terapéuticas que ayudarán a la disminución de células cancerígenas”, comentó la Dra. Aracely Angulo Molina.

Destacó que este artículo surgió después de 4 años de intenso trabajo en el cual un grupo de profesores de Nanotecnología y Nutrición unieron esfuerzos para realizar esta investigación. “Tenemos 4 años trabajando con Análogos de la vitamina “E” que tienen la propiedad de ser anticancerígenos y a la vez aprovechamos que tenemos en la UDLAP la infraestructura necesaria para el desarrollo de la nanotecnología, por ello decidimos unir esfuerzos las dos áreas e investigar este caso para hacer una aportación importante en la lucha contra el cáncer”.

Al ser cuestionada sobre estadísticas, características y causas del cáncer, la académica de la UDLAP comentó que este es multifactorial debido a que existen muchos tipos y que en los últimos años esta enfermedad ha avanzado a pasos gigantes por lo que se ha incrementado su incidencia, “de ahí surgió nuestro interés de ofrecer nuevas alternativas de tratamiento utilizando nutrimentos que ataquen sólo a las células cancerosas para que las reacciones adversas en el paciente sean menores y éste tenga una mejor calidad de vida”.

Dio a conocer que se tienen estadísticas que indican que de cada 3 mujeres 2 van a ser diagnosticadas con cáncer en algún momento de su vida, mientras que de cada 2 hombres uno será diagnosticado con esta enfermedad. “En el ultimo congreso de genética y cáncer que se dio en Boston se dieron estadísticas de que hoy en día el cáncer se está incrementando, en general de todos los tipos, hasta un 700 por ciento más”.

Finalmente afirmó que el incremento de esta enfermedad se debe a los actuales cambios climáticos que se están observando en el ambiente, a las sustancias químicas a las que está expuesto el hombre e incluso al mismo comportamiento biológico del ser humano. “La exposición a los rayos UV, la contaminación del aire, agua y suelos, las sustancias toxicas a las cuales el hombre está expuesto, los elementos químicos que son usados en la agricultura y los alimentos, entre otros, son los principales causantes de que día a día la incidencia del cáncer se esté incrementando en gran medida”.

Cabe destacar que el artículo escrito por los académicos de la UDLAP, Aracely Angulo Molina y Aurelio López Malo ya fue aceptado para su publicación, por lo que este podrá ser leído en la revista científica Internacional “Nutrition and Cancer” en la primera semana de enero de 2014.

Madrid.-Una nueva investigación ha descubierto un mecanismo biológico que mantiene el tracto gastrointestinal en ratones que fueron sometidos a dosis letales de quimioterapia. Estos resultados, que aparecen publicados en la revista ‘Nature’, podrían revolucionar la terapia del cáncer, según destacan los autores del estudio.

El tratamiento de un tumor canceroso es como regar una planta de interior con una manguera con la que demasiada agua mata la planta, de la misma forma que el exceso de quimioterapia y radiación mata al paciente antes de eliminar el tumor. Sin embargo, si el tracto gastrointestinal del paciente se mantiene saludable y en funcionamiento, aumenta las posibilidades de supervivencia de los pacientes de manera exponencial, dijo Jian-Guo Geng, profesor asociado de la Escuela de Odontología de la Universidad de Michigan (Estados Unidos).

“Creemos que esto podría llegar a curar más tarde, en la etapa del cáncer de metástasis. La gente no va a morir de cáncer si nuestra predicción es cierta”, afirmó Geng, quien hizo hincapié en que los resultados aún no se han probado en seres humanos. “Todos los tumores de diferentes tejidos y órganos pueden ser asesinados con altas dosis de quimioterapia y radiación, pero el reto actual para el tratamiento de la metástasis es que realmente mata al paciente antes de eliminar el tumor”, agregó.

“Ahora, hay una manera de hacer que un paciente tolere dosis letales de quimioterapia y radioterapia”, subraya Geng, cuyo laboratorio encontró que cuando ciertas proteínas se unen a una molécula específica sobre las células madre intestinales, revolucionan las células madre intestinales para la regeneración y reparación intestinal.

Las células madre naturalmente curan órganos y tejidos dañados, pero las llamadas cantidades “normales” de células madre en el intestino simplemente no pueden mantenerse al día con los restos dejados por las dosis letales de quimioterapia y radiación necesarias para tratar con éxito la última etapa de los tumores.

Sin embargo, la falange de células madre adicionales protege el intestino y el tracto gastrointestinal, lo que significa que el paciente puede ingerir nutrientes, el cuerpo puede realizar otras funciones críticas y se impide a las toxinas bacterianas del intestino entrar en la circulación de la sangre, dijo Geng.

Estos factores pueden dar al paciente una ventaja extra suficiente para sobrevivir a las dosis más fuertes de quimioterapia y radiación, hasta que el tumor o los tumores se erradiquen. En el estudio, entre el 50 y el 75 por ciento de los ratones tratados con la molécula sobrevivieron a dosis de otro modo letales de quimioterapia, mientras que los roedores que no recibieron la molécula murieron.

“Si se puede mantener el intestino en marcha, el paciente puede vivir durante más tiempo –subrayó Geng–. Ahora hemos encontrado una manera de proteger el intestino. El siguiente paso es apuntar a una tasa de supervivencia del cien por cien en los ratones a los que se les inyectan las moléculas y reciben dosis letales de quimioterapia y radiación”.

El laboratorio de Geng ha trabajado con estas moléculas, llamadas R-spondin1 y Slit2, durante más de una década. Estas moléculas reparan tejidos en combinación con las células madre intestinales que residen en el intestino adulto.

Subcategorías

Artículos para profesionales de la sanidad.

Position: custom_7
Style: outline

Aquí puedes localizarnos!!!!

Dónde estamos?

Puedes encontrarnos en Xátiva, Algemesí y Valencia. Estamos desde lunes a viernes.
Cedesna
Calle Porta de Sant Miquel, 15
46800 - Xàtiva (Valencia)

Calle San Vicente Martir, 85-1 izq
46007 - Valencia

Avda Generalitat Valenciana, 7-1ª
46670  Algemesí (Valencia)
+34 962 283 650               
+34 692 696 448 
 
   
 
 
CONTAC