+34 962283650 Calle Portal de San Miguel, 15 bajo

Buscar en la web

Registrar

TRATAMIENTO OSTEOPÁTICO PARA EL DOLOR DE CABEZA

Hay distintas características de dolor de cabeza: migrañas, hemicráneas, jaquecas. Todas estas manifestaciones están agrupadas dentro de lo que podríamos llamar dolor de cabeza. Sigue siendo desde el punto de vista alopático una patología a tratar con medicamentos sintomáticos que no consiguen eliminar las posibles causas originarias de la enfermedad. Algunos tratamientos van dirigidos sólo a eliminar los síntomas, momentáneamente el dolor deja de aparecer en algunas horas, días o semanas, pero vuelve a manifestarse al poco tiempo. Con una particularidad, (cada vez  el dolor es más insoportable y más asiduo).

Los dolores pueden estar producidos por problemas derivados de una alteración en el aparato digestivo, alteraciones hormonales, problemas circulatorios, de un endurecimiento de las arterias (aterosclerosis) etc.  Para cada tipo de causa se necesita  un tratamiento adecuado y también una terapia idónea.

¿Qué puede hacer la Osteopatía?

 

CEFALEAS DESPUÉS DE UN TRAUMATISMO

Esta terapia manual trata de eliminar las alteraciones mecánicas que estén asociadas o no,  directamente con el dolor de cabeza, y las provocadas por los llamados sistemas de compensación que se relacionan con alteraciones craneales, cervicales, viscerales, ginecológicas etc...

La relación que existe entre una lesión mecánica,  y una vascular o neurológica son íntimas. Siendo tales alteraciones susceptibles de llevar un paralelismo entre ellas que las hace ser diagnosticadas de forma contextual. Por ese motivo el tratamiento osteopático puede ser de gran ayuda en el tratamiento de las disfunciones craneales.

La arteria vertebral y la carótida que vemos en el dibujo son dos grandes canales que a través de ellos circula la sangre a la cabeza. Cuando existe un dolor de cabeza que está relacionado con problemas vasculares,  normalmente están implicados los vasos sanguíneos, éstos a su vez se alteran por las distintas presiones que suscita la presión de los músculos, ligamentos y cuerpos vertebrales.

Una solución a éste problema tan doloroso y tan extraño para la mayoría de personas que lo llevan tanto tiempo, sin tratamientos efectivos, sin esperanza de erradicar el problema, pacientes que están bajo los efectos de hemicraneales, analgésicos, vasodilatadores etc., pasa por hacer un tratamiento dirigido a la causa que está produciendo el dolor y no al dolor en sí, ya que el dolor (síntoma) es una manifestación de algún problema más profundo.

CEFALEAS DESPUÉS DE UN TRAUMATISMO

También es importante abordar las cefaleas producidas por traumatismos. Éstas se comportan asociadas a problemas diversos,  tales como dolor cervical, mareos, dolor de espalda, dolor en las extremidades superiores, sensación de hormigueo, dolor referido en alguno de los dedos de las manos etc.  Los casos de dolor de cabeza posteriores a traumatismos son diversos, después de un examen, anamnesis, exploración, y pruebas complementarias minuciosas se lleva a cabo un tratamiento osteopático dirigido a eliminar la causa que esta provocando la alteración, y ésta puede pasar en ocasiones por tener que tratar al enfermo desde una perspectiva general para poder erradicar el dolor de cabeza de una forma eficaz y duradera.

En ocasiones hay que eliminar muchos problemas que en realidad al paciente no le importaban mucho, en estos casos se había dejado por imposible, se habían olvidado y acostumbrado estaba harto de tomar medicamentos y de seguir tratamientos que no le solucionaban nada. Estas alteraciones podrían estar asociadas indirectamente con el dolor de cabeza,  si no hay un tratamiento general basado en el diagnóstico adecuado que haga referencia a todos los componentes asociados,  no se puede esperar un tratamiento contra el dolor de cabeza adecuado o duradero.

¿Por que un esguince de tobillo puede llegar a producir cefaleas?

Voy a tratar de explicar en estas líneas los componentes estadísticos asociados que influyen en la pregunta antes mencionada.

Existen, lo que se llaman compensaciones antiálgicas, que todas las personas más o menos producen intrínsecamente y el organismo lo manifiesta extrínsecamente en forma de posturas y posiciones defectuosas.

 

Cuando se produce un esguince posteroexterno del tobillo, (éste es el  que mayoritariamente redunda por ser el más susceptible de producirse en el pie.) Se produce una rotación interna del astrágalo, hueso que esta articulado entre el calcáneo, escafoides, tibia y peroné. Esta rotación del astrágalo va a producir una descompensación en rotación externa de la tibia, provocando problemas en la rodilla, el fémur va a compensar en rotación interna,  produciéndose una alteración mecánica en la cadera y pelvis, esta a su vez alterará la zona sacrolumbar y de ahí compensará hacia la zona cervical, produciendo al corto, medio o largo plazo una  cefalea. Es evidente que la condición física, laboral, emocional, social de cada cual serán componentes  agravatorios o amortizantes de la enfermedad.

Para llegar a generarse esta alteración descompensatoria músculo-esquelética  han podido pasar 10 años, pero lo que sí es seguro es que no hay nadie,  que esté exento de las descompensaciones biomecánicas que produce un problema mecánico osteopático.

Generalmente no se asocian los dolores de cabeza con los dolores cervicales o dorsales, o no se asocian con los mareos, o con la postura que adopta el estudiante cuando esta estudiando,   todos ellos tienen una relación importante para el Osteópata.

Espero que a los lectores que se sientan identificados les aporte una pequeña esperanza de curación y busquen al profesional más adecuado para eliminar su patología.

 

 

Cedesna
Clínica de Osteopatía

Xátiva (Valencia) 962283650

Dolor de repercusiones cíclicas y que se organiza entre aspectos psicológicos, somáticos y viceversa,  dolor osteomuscular generalizado y crónico, acompañado de fatiga, problemas gastrointestinales, sensación de hormigueo o entumecimiento en distintas partes del cuerpo y trastornos del sueño pueden ser señales de fibromialgia, una patología reumática bautizada como la “enfermedad invisible” porque muchas veces sus síntomas no se aprecian a primera vista o tardan en salir a la luz.

Desde el punto de vista de la medicina biológica encontramos a la fibromialgia como una enfermedad en la que el paciente que se encuentra afectado por un repertorio dispar de síntomas,  obedeciendo a unas características caracterológicas que lo definen como personas con rasgos distintivos exclusivamente compartidos. El hecho de ser una enfermedad que produce alteraciones sensitivas y emocionales en áreas cerebrales que regulan las sensaciones y que, por lo tanto, dificulta a los que la sufren,  el desarrollo normal de sus actividades diarias a causa del exceso de dolor en el aparato locomotor, hace que en su abordaje se vean involucradas distintas especialidades.

Desde el punto de vista del tratamiento con Homeopatía,  se podrían aportar enfoques que tendrían que ver con el carácter, los trastornos que han podido reproducir o desencadenar la enfermedad, así como las connotaciones que se derivan desde el punto de medicina interna.

Desde la Osteopatía todo lo que tenga que ver con el aparato musculoesquelético además de la regulación desde la osteopatía Craneal y Craneosacral de todas las disfunciones de carácter psicosomático que pueden estar involucradas en la particularidad de cada paciente afectado de esta enfermedad.

Hoy por hoy, la fibromialgia afecta en España  entre el 2,1% y el 5,7% de la población adulta. “Nos encontramos ante una enfermedad que constituye un grave problema sanitario, no sólo por su elevada prevalencia, sino también porque ocupa entre el 10 y el 20% de las consultas de Reumatología y casi el 8% de las de Atención Primaria”.

Un tratamiento multidisciplinar en este tipo de pacientes y enfermedad es de vital importancia porque constituye el pilar de sustentación de lo que sería un enfoque holístico. No cabe duda que las repercusiones que se presentan en estos pacientes a raíz de los efectos secundarios de la medicación además de la cronicidad a la que se someten por el tiempo que arrastran los problemas son muros de contención que difícilmente se podrán derribar sin una estrategia adecuada interdisciplinar.

La fatiga crónica se asocia en muchas ocasiones a la reactivación del Epstein Barr Virus, un virus oportunista de la clase virus herpes en el que en la mayoría de pacientes afectados por esta patología podremos encontrar con las analíticas practicadas. La microinmunoterapia en dosis inductoras es una de las terapias que se deben tener en cuenta cuando la cantidad de virus patógenos están activos en su fase crónica.

El enfoque desde el punto de vista del tratamiento

“Sin duda alguna, no se puede tratar a todos los pacientes con fibromialgia como una entidad única, puesto que a cada uno se le presenta la enfermedad de una forma diferente y su desarrollo no es igual en unos y en otros”,. “En este sentido, es más apropiado utilizar clasificaciones donde existan subgrupos de pacientes con características distintivas, y así el tratamiento podrá ser mucho más apropiado y acertado”.


No es correcto que se lleven a cabo tratamientos generales coordinados a través de protocolos escritos. Se debería de establecer un consenso apostando por una aproximación realista de la enfermedad, donde prima su utilidad para la práctica clínica diaria, por lo que, utilizando las muchas clasificaciones que ya se han hecho sobre las tipologías de pacientes, marca tres subgrupos claramente diferenciados por sintomatología, con el fin de sistematizar los tratamientos más eficaces para cada grupo y desechar cualquier tratamiento único que se establezca para todos los pacientes, tal y como ocurre con los tratamientos habituales desde el punto de vista de la medicina tradicional.

Hay que recordar que no sólo es la terapia médica directa la que se debe aplicar a estos enfermos, “hemos de tener en cuenta que en el abordaje de la fibromialgia existe un pilar fundamental basado en el ejercicio físico, la rehabilitación y el pensamiento positivo hacia la enfermedad”.

Desde la medicina biológica sí que existe posibilidad de curación. Hay datos más que suficientes que apoyan esta tesitura, sólo hace falta información para que todas las personas que estén afectadas puedan acudir a los profesionales de la Medicina Natural en los que depositar su confianza y proyectar un tratamiento adecuado.

Hay que recapacitar, la terapia farmacológica no contribuye a eliminar ninguna causa, sino más bien paliar las dolencias que no son más que manifestaciones y expresiones del organismo queriéndonos decir que le ocurre algo. No se pueden tratar los síntomas, con ello no se contribuye a curar nada, sólo se contribuye a la cronicid ad de la enfermedad.

Clasificación de la enfermedad

El último congreso de EULAR (Liga Europea Contra las Enfermedades Reumáticas) celebrado el pasado mes de junio en Roma, sirvió para poner sobre la mesa los nuevos criterios de clasificación de la fibromialgia. Estos son mucho más específicos que los existentes hasta el momento –marcados por el American Collegue of Rheumatology (ACR)- y con los que podía ocurrir que pacientes que no sufrían la enfermedad fueran diagnosticados de ella y viceversa, ya que tenían en cuenta principalmente el dolor y los puntos gatillo.

“En este tipo de patologías no existe una prueba diagnóstica que nos indique de forma cien por cien fiable que el paciente padece fibromialgia, por lo que tenemos que recurrir a criterios diferentes, como las escalas de dolor o de calidad de vida”,. “Con los criterios anteriores de la ACR puede haber un sobrediagnóstico de la enfermedad en algunos casos, y en otros puede que pacientes que sí sufren fibromialgia no sean diagnosticados como tales”.

Éste es uno de los motivos por los que en estos nuevos criterios de clasificación se han incluido muchos aspectos de la sintomatología de esta patología reumática, como la fatiga o los trastornos gastrointestinales.

Es necesario que se sepa que cualquier trastorno que tenga una etiología vertebral va a afectar a medio o largo plazo a los órganos y viceversa. Desde el punto de vista de la medicina tradicional esto no se tiene en cuenta y se piensa que cada dolor localizado pertenece a un proceso aislado, no entendiendo las llamadas dermalgias reflejas que en cualquier caso indican las relaciones entre órganos y sistemas.

No sólo hay que tener en cuenta los síntomas que se presentan,  sino al mismo paciente que es sin lugar a dudas la pieza fundamental del rompecabezas…..

Ver vídeo:

{vimeo}12377200{/vimeo}

La relación entre la vértebra bloqueada y la lesión del órgano correspondiente es más estrecha en el caballo que en el ser humano. Después de examinar la espalda de un caballo. El Osteópata Equino puede definir conceptos precisos sobre el conjunto del estado de salud y del comportamiento del equino. La columna vertebral del caballo está formanda por piezas óseas que biomecánicamente tienen una movilidad fisiológica. Este grupo de huesos que componen la columna sirven como protección de la médula espinal. Por cada uno de los agujeros que componen estas piezas vertebrales aparecen unos nervios llamados nervios raquídeos. La función de estos nervios es de llevar todas las órdenes centrales hacia todas partes: órganos,  músculos y sistemas que se encuentran a lo largo de todo el organismo del caballo. Estos nervios varían de tamaño y de función según la zona en la que se encuentren.

 

osteoequin01

Manipulación cervical con Osteopatía Craneal

Cuando las lesiones se producen a nivel de la zona lumbar por ejemplo sobre la primera vértebra lumbar se asocia  a problemas de carácter genital. Una consecuencia que se suele apreciar a menudo en el caballo cuando padece de un bloqueo lumbar,  es el balanceo de los cuartos posteriores en una sesión de trabajo. La corrección de estas lesiones mecánicas conducen a la mejoría inmediata de los síntomas que presenta el caballo, ya que las correcciones en este tipo de animales suelen ser muy agradecidas. Siguiendo con la lesión de la primera vértebra lumbar,  abordaremos el proceso por el cual en algunos casos no descienden adecuadamente los testículos, y que la corrección de este segmento mejora en parte,  o totalmente este tipo de disfunción.

En cuanto a la zona dorsal, el caballo presenta 18 vértebras dorsales además de que cada una de ellas se asocia a un par de costillas. Esta es una zona delicada ya que es el jinete quien monta al caballo, siendo éste el que soporta todo el peso en la columna dorsal, tomaremos como ejemplo un par de vértebras para describir algunas de las patologías más asociadas a estos segmentos.

La zona que se extiende desde la dorsal 3 hasta la 10 (zona de la Cruz), puede estar asociado a ciertos problemas de carácter pulmonar o cardíaco, pero gracias a Dios, las lesiones que frecuentemente se producen en esta zona están directamente relacionadas con problemas estructurales o mecánicos. Su principal síntoma en esta zona es un acortamiento del tranco de los anteriores, es decir al inicio de la marcha este da pasos muy cortos como encogido de la parte anterior,  empeorando cuando se le pone la cincha. El caballo reacciona bajando bruscamente la cabeza como para romperlas riendas, buscando un estiramiento y por medio de este,  separar las vértebras de la cruz. Esta lesión se podría catalogar como por exceso de trabajo.

La lesión de la vértebra dorsal 18 está ligada a problemas de carácter intestinal, los caballos que suelen presentar cólicos muy a menudo suelen tener problemas mecánicos en este segmento, la corrección del mismo mejora sustancialmente la motilidad del intestino generando una respuesta biológica y natural que va a permitir una homeostasis y por consiguiente la eliminación de la predisposición a padecer de cólicos.

Como en el ser humano, también en los caballos la parte que corresponde a la columna cervical es una zona sensible y delicada a la vez. La mayoría de los caballos tienen 6 vértebras que compondrían la columna cervical exceptuando al burro, al asno y en algunos casos la raza árabe que poseen sólo cinco. Estas lesiones que se pueden producir a este nivel suelen ser lesiones importantes que tienden a formar síntomas asociados a radiculopatías generando interferencias neurológicas importantes hacia la zona anterior del caballo.

osteoequin02

Curso de Osteopatía en el Saladrar

Valencia

Evidentemente se debe de realizar un diagnóstico comparativo de todas y cada una de las estructuras para determinar cuál de ellas está afectada y proseguir con un tratamiento acorde a las exigencias del mismo.

Decía mi profesor osteopatía equina,  Patrick Chene que cuando el jinete monta al caballo, este se convierte y se fusiona en uno solo (centauro), así pues todas las patologías que presenta el jinete se pueden transmitir al caballo. Se pueden ver caballos y jinetes que padecen de las mismas patologías, dicho esto,  sería adecuado pensar que sin la mejoría del jinete el caballo no llega a encontrarse bien.

Volviendo a lo que decía mi profesor de osteopatía equina, en Francia tratan al mismo tiempo,  al jinete y al caballo, obteniendo unos resultados más que satisfactorios tanto a uno como al otro. Hasta este punto se debe entender a la Osteopatía como un diagnóstico y tratamiento integral.

 

Ismael Fuentes
Osteópata y Homeópata

Subcategorías

Artículos para profesionales de la sanidad.

Position: custom_7
Style: outline

Aquí puedes localizarnos!!!!

Dónde estamos?

Puedes encontrarnos en Xátiva, Algemesí y Valencia. Estamos desde lunes a viernes.
Cedesna
Calle Porta de Sant Miquel, 15
46800 - Xàtiva (Valencia)

Calle San Vicente Martir, 85-1 izq
46007 - Valencia

Avda Generalitat Valenciana, 7-1ª
46670  Algemesí (Valencia)
+34 962 283 650               
+34 692 696 448 
 
   
 
 
CONTAC